jueves, 1 de noviembre de 2012

El Camino Interminable (XXVII en Ghana)


Llegando a Tamale

Hoy, como ya adelanté, nos despertamos muy temprano para poder llegar pronto a la estación y comprar los billetes hacia Tamale, que es la ciudad donde cogeremos la guagua para llegar a nuestro destino final, Larabanga. 



Esperamos hasta las 05:00 a.m y finalmente cogemos el transporte que nos llevará hacia la ciudad de Tamale.
El trayecto hasta allí lo hacemos por una carretera que está en muy buenas condiciones, en comparacióm con las que hemos transitado hasta el momento, y la duración es de unas 8 horas aproximadamente.
Pisamos Tamale sobre las 12:30 p.m. Ahí nos espera Inusah, un chico que ha mandado a nuestro encuentro Hussein (el dueño de la primera población donde dormiremos este fin de semana). Tenemos que esperar hasta las 12:00 p.m. que es la hora de salida hacia Larabanga, pero la espera se hace interminable a causa del calor agobiante y asfixiante que hay. Decidimos refugiarnos a la sombra y esperar a que llegue el bus, aunque no llega hasta casi las 16:00 p.m. por lo tanto, se nos hace de noche por el camino que va hacia Larabanga.

Savanna Lodge
Javi y yo intentando tocar
Llegamos a Larabanga muy entrada la noche, cerca de las 20:00 p.m y el recibimiento es genial, a pesar de que no hay luz en el poblado. Cenamos bocadillos de salchichón y jamón (español) alrededor de la hoguera que hay en mitad de las casas. 

Cuando terminamos de cenar, los niños de Savanna Lodge, que así se llama este lugar, hacen más amenas y divertidas las horas que restan para irnos a dormir.  Sacan unos djembes y tocamos Javi y yo. aunque la verdad es que ellos lo hacen mucho mejor que nosotros.
video


Savanna Lodge es una comunidad o población situada entre Larabanga y el Mole Park, donde vive la familia de Hussein (Inusah es su sobrino), que es el señor que nos ha atendido muy bien por teléfono hasta llegar a su casa, donde no lo conocemos porque se ha ido el fin de semana a Accra. Este lugar es visitado y utilizado para hospedarse por muchas personas que quieren colaborar con esta comunidad. El precio de las habitaciones, la cena, los desayunos y bebidas son muy económicos, por lo tanto no tenemos nada de que quejarnos. Las duchas son al aire libre y nos tenemos que duchar cogiendo agua de un cubo, pasarlo a otro cubo y terminar con otro cubito para terminar de asearnos bien el cuerpo. Mañana veremos bien el poblado, a la luz del sol.

La habitación donde dormimos está muy bien, como todo en el pueblo, aunque yo prefiero la de Nayra y Anina, que me gusta mucho más. Viene al viaje un profesor con nosotros, Anthony, y duerme con  César y conmigo y en el mismo cuarto. Nos vamos a dormir sobre las 22:30 p.m. Mañana es mi cumple y queda un largo día por delante ya que iremos de Safari, entre otras cosas. Va a ser la primera vez que celebro mi cumpleaños en otro continente diferente a Europa y además, lo celebraré con gente con la que nunca lo había hecho. No puedo estar más emocionado.

Por cierto, para llegar hasta aquí hemos tardado unas 12 horas como mínimo, así que supongo que es fácil imaginarse lo agotados que estamos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario